.............

jueves, 5 de febrero de 2015

Rumbo a Bahía Inglesa

Dormimos poco. Siempre sucede que el arreglo de maletas se termina a altas horas; uno se acuesta muy tarde y hay que levantarse muy temprano. A las 05:30 a.m. ya estábamos en el aeropuerto dispuestos a pasarlo muy bien en este viaje impensado al norte, a Bahía Inglesa, en la tercera región de Atacama. El vuelo sólo dura 1 hora y veinte. A las 09:30 a.m. el avión aterrizaba en el aeropuerto de Copiapó. Lo que primero nos llamó la atención fue la aridez del paisaje y la notoria falta de vegetación. Con el calor reinante, uno busca su arbolito y nada.. Bueno después de todo es la zona del desierto de Atacama ¿no? . Un transfert nos lleva como únicos pasajeros hasta Bahía Inglesa, no sin antes gentilmente darnos un pequeño tour por la ciudad de Caldera, el más importante centro de actividad próximo al balneario. Como el check.in del hotel es a las 15 hrs. dejamos allí las maletas y nos fuimos a recorrer la costanera de Bahía Inglesa  y sus pequeñas playas rodeadas de roqueríos y de aguas limpias y claras y de color turquesa. Luego de almorzar y de registrarnos en el hotel, bajamos a la playa a disfrutar de esas hermosas aguas que tantas veces hemos visto en imágenes. Al agua, patos!
Para ampliar, ponga el mouse sobre la imagen

1 comentario:

Anónimo dijo...

Felices vacaciones. Bahía Inglesa es un hermoso lugar.